martes, 8 de septiembre de 2015

Junts per la pasta

En Dolca Catalunya hace tiempo (casi tanto como Gran Uribe) que le vieron el plumero a MikiMoto. Hoy interpretan a su modo las prisas por montar el nou país y nos cuentan de la siguiente manera lo que se ha publicado hoy en la prensa:

MikiMoto, disfrazado de micalet, durante los actos del Tricentenari
[granuribe50.blogspot.com.es]
«Miquel Calçada (pasó por el catalanitzador de cognoms porque no le gustaba el “Calzada” de su padre) es otro que logró ser millonario empotrándose en el sistema nacionalista. Se hizo famosete haciendo de Mikimoto, un payaso que desde TV3 contaba lo último de la música máquina.
Ahora Calçada es el dueño de un imperio radiofónico que le permite pasearse con su yate veneciano por Estartit. Además fue el 'Comissari polític de la Generalitat para el Tricentenari'. Y ocupa el número 74 de la Llista de Mas por Barcelona para el 27 ese. Ahora un juez le ha imputado por pagar la pensión a su exmujer simulando prestación de servicios: o sea, la exmujer le pasaba una factura a la empresa de Mikimoto cada mes y la empresa se la abonaba como si hubiera realizado un trabajo profesional. Así el multimillonario Calçada se deducía el IVA y obtenía beneficios fiscales.
Cuando la Agencia Tributaria le cazó, Calçada, en un alarde de nobleza y señorío, echó las culpas a su asesor fiscal, pero éste declaró que se limitaba a seguir las instrucciones de su cliente. La exmujer del jerarca nacionalista interpuso una querella contra su exmarido. Y en eso estamos.
Algú pensa que amb una Agència Tributària Catalana el senyor Calçada hauria estat imputat? ¿Por qué los Mossos no han destapado ningún caso de corrupción nacionalista?»

Bueno, la verdad es que el muchacho ya prometía desde su más tierna infancia. Fue la voz más joven de Catalunya Ràdio a sus 17 añitos. Más tarde, el típico "enteradillo" de la mili; se dice que era un compañero que, utilizando todo tipo de engaños, conseguía presuntamente que endosaran los peores servicios (cocina, letrinas, etc.) a los demás, mientras él disfrutaba de sus cholletes con los jefes —trapisondas que le han valido enemigos de por vida—, etc. Y luego, más de lo mismo, a base de hacerse l´enfant terrible y de chupar el culo esgrimiendo su presunto independentismo obtiene, en detrimento de otros, concesiones de radio y televisión a mansalva que le han hecho multimillonario.
La siembra dio su fruto y ahora es firme candidato a la cartera d´Afers Exteriors, dado su 'profundo conocimiento' del asunto, gracias a aquel infumable programa de TV3 que tenía ese nombre y le permitió viajar de gorra por todo el mundo a costa del Pepet i la Maria, esgrimiendo la palabra Catalonia en vano.
El episodio con su exesposa es solo una muestra más del tipo de sujeto del que estamos hablando, un presunto trapalón y todo un cuentista. Un encomiable representante del Espanya-ens-roba y un digno ejemplo para el nou país.
Dios nos coja confesados.


4 comentarios:

  1. No me puedo conectar al enlace que explica lo de Mikimoto. Pero es fácil de imaginar, con lo que publica la prensa. MJ

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Solucionado, aunque es lo que publica La Vanguardia.

      Eliminar
  2. Que Mikimoto es un trapisondista nato, me lo barruntaba yo desde hace unos cuantos años, por una anécdota de la mili que él mismo explicó en la tele, entre grandes risas, y que a los pocos minutos confirmó un excompañero suyo de mili, quien llamó indignado a la tele, ya que él era el protagonista perjudicado por la "divertida" pillería que tanta gracia le hacía al simpático Mikimoto. De manera que no me ha sorprendido nada la ingeniosa trapisonda y mucho menos cómo le echa la culpa a su asesor. Esto último (lo de cargar la culpa al asesor) cuadra perfectamente con su divertida anécdota de la mili... Saludos,
    El Tapir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, sí, recuerdo perfectamente eso que usted explica, y no es un asunto baladí: el que en la mili ya era un mierda, lo será toda su vida (en todavía peor, claro). El inverso era posible, con los años te podías ir degradando de esa manera, pero el directo no falla, el que a los veinte ya es así..
      Bueno, aquí tenemos un ejemplo. Pero ojo a ese individuo, oiremos hablar de él, y mucho. Palabra de Gran Uribe.

      Eliminar